Política GIRO

Estafa a la Anses: en la Justicia Federal no descartan más imputados de "peso" en el caso

No se descarta que queden involucrados más empleados de la repartición y beneficiarios de pensiones que se cobraron indebidamente en perjuicio del organismo nacional. El Ministerio Público Fiscal se prepara para hacer varias acusaciones.

13/03/2018 -

Todas las actuaciones de la Justicia provincial por la estafa a la Anses fueron remitidas ayer al juez federal Guillermo Molinari, quien quedó al frente de la misma, luego de que se declarara incompetente tal como lo reveló ayer EL LIBERAL.

Como primera medida, corrió vista a la Unidad Fiscal Federal local, a cargo interinamente de Pablo Álvarez, para que dictamine si hay presunción de delitos y de responsables para abril formalmente la investigación.

Al respecto, EL LIBERAL supo que hoy saldría el dictamen fiscal pidiendo que comience la investigación y la solicitud para que el juez provea las medidas tendientes a la producción de pruebas.

En ese marco, también se espera que en los próximos días se materialice la indagatoria de los seis detenidos que tiene la causa que timonearon hasta el viernes el fiscal provincial Julio Carmelo Vidal y el juez de Control y Garantías, Fernando Paradelo, ante una denuncia del Ministerio de Justicia provincial a través de la Oficina Anticorrupción. En dicha causa en la que se investigaban los presuntos delitos de "falsificación ideológica y de instrumentos públicos, destinados a modificar la identidad de las personas".

Acusados

Los seis detenidos son los hermanos Celeste y Héctor Lucatelli, y Paola Conte, quienes habrían venido percibiendo una pensión, producto de un matrimonio ficticio (por medio de un acta de matrimonio apócrifa) con un jubilado muerto. A ellos se sumaron Graciela Saad, Luis Cortez y Marcos Chazarreta (abogado).

Paradelo también libró una orden de detención en contra de Luis Manuel Paz, a quien todavía no se pudo ubicar, y que era el segundo en jerarquía en la Anses local.

En la Justicia Federal ya se está analizando la causa con un universo más amplio de los posibles delitos, porque la Justicia ordinaria investigó delitos de la órbita provincial. En tanto, la Fiscalía Federal analiza la concurrencia de delitos de orden federal como estafa calificada, defraudación contra un organismo nacional y tampoco se descarta la asociación ilícita, si se demuestra que se organizó una "empresa" entre los involucrados para beneficiarse en perjuicio de las arcas del Estado nacional.

Para los investigadores, se trata de una causa compleja por la cantidad de presuntos delitos que se cometieron.

Para hoy se espera que antes que termine la jornada judicial, la Justicia Federal realice un acto de acusación formal contra los detenidos. No obstante, fuentes judiciales indicaron que en un primer análisis del caso, estas maniobras exceden a los detenidos, por lo que se están abriendo líneas hacia otros sujetos que incluso están por arriba de los hasta ahora sospechosos.

Al respecto, apuntaron que no se puede descartar la posibilidad de que se amplíe el círculo de acusados tanto hacia arriba como horizontal (por otros beneficiarios o empleados), porque no se sabe si la instrucción pueda seguir brindando elementos que abra abanicos de acusaciones para más personas.

 
Compartí
esta nota
También te puede interesar