×

Por Leonardo, retrospectiva sin precedentes en el Louvre

- 21:50 Viceversa

A 500 años de la muerte del genio renacentista Leonardo da Vinci (1452-1519), el Museo del Louvre -que alberga la mayor colección del mundo de pinturas del artista, incluida La Gioconda- se prepara para inaugurar una retrospectiva sin precedentes, el próximo 24 de octubre en la capital francesa.

“Leonardo da Vinci” se titula la exposición que promete ser un hito en el museo más visitado del mundo, y que reunirá no sólo su propia colección de cinco pinturas y 22 dibujos de Leonardo, sino también 120 obras provenientes de otras instituciones del mundo.

Así, se verán pinturas, dibujos, manuscritos, esculturas y objetos de arte de algunas de las más prestigiosas instituciones como la Royal Collection, el British Museum, la National Gallery de Londres, la Pinacoteca Vaticana, el Metropolitan Museum of Art de Nueva York, y el Institut de France, informaron del Louvre a través de un comunicado.

El museo aprovecha este año de conmemoraciones para reunir el mayor número posible de pinturas del artista en torno a las cinco obras principales de sus colecciones: “La Virgen de las Rocas”, “La Belle Ferronnière”, “San Juan Bautista”, “Santa Ana” y, por supuesto, la Mona Lisa, estrella de la colección, que permanecerá en la galería donde normalmente se exhibe.

“Esta retrospectiva sin precedentes de la carrera pictórica de da Vinci ilustrará cómo le dio la máxima importancia a la pintura, y cómo su investigación del mundo, a la que se refirió como “la ciencia de la pintura”, fue el instrumento de su arte, buscando nada menos que dar vida a sus pinturas”, explican desde el museo parisino.

Curada por Vincent Delieuvin (del departamento de Pinturas del museo) y Louis Frank (del departamento de Grabados y Dibujos), la exposición incluirá nuevos exámenes científicos de las pinturas del Louvre, y el tratamiento de conservación de tres de ellas, lo que permite una mejor comprensión de la práctica artística y la técnica pictórica de Da Vinci.

La exposición también pretende arrojar luz sobre la biografía de Leonardo -quien rápidamente llegó a ser visto como la encarnación del genio y el conocimiento universal-, a través de una revisión exhaustiva de la documentación histórica existente que cuestiona la visión ambigua y fragmentada que se le da a su relación con la pintura.

El recorrido concluirá con una experiencia de realidad virtual desarrollada en colaboración con HTC Vive Arts, que permitirá a los visitantes acercarse más que nunca a la Mona Lisa, la obra de arte más famosa de la historia, cuyo furor parece no tener límites.

Si bien Da Vinci fue el artífice de diseños geniales como una máquina voladora, un sistema de riego para combatir inundaciones y hasta un auto construido en madera, la cumbre de sus creaciones seguirá siendo “La Gioconda”, icónica obra que año tras año convoca legiones de fanáticos que llegan a París de todo el mundo para tomarse una selfie junto a ella.

Esta pequeña pintura de no tiene más de 80 centímetros de alto y 50 de ancho, es considerada por los historiadores de arte como el ejemplo más logrado de la técnica del sfumato, un encargo que hizo a Da Vinci Francesco del Giocondo -marido de Lisa- pero que el italiano nunca entregó.

Probablemente el mito de su atracción se acrecentó en 1911 cuando un carpintero italiano tomó el retrato, lo colocó debajo de su abrigo y desapareció, una trama de astucia que incluye a un argentino llamado Eduardo de Valfierno, quien habría encargado el robo -sólo para que se esparza la noticia en los diarios- y vendido luego seis copias falsificadas a seis coleccionistas, haciéndoles creer que se trataba de la original.

En su libro “El robo de la Mona Lisa”, el psicoanalista y escritor británico Darian Leader señala que en 1911, cuando desapareció la pintura del Louvre, aumentó aún más el número de visitantes que acudía al museo, pero sólo para ver el espacio vacío.

La pintura fue recuperada por el museo dos años más tarde y el astuto embaucador oriundo de Rosario -que nunca quedó asociado al robo y ya había vendido las falsificaciones- confesó el hecho en su vejez a un periodista, con la condición de que todo fuera revelado luego de su muerte, que ocurrió en 1931.

Además de ser el creador de La Gioconda, Da Vinci fue inventor, pintor, científico, ingeniero, escultor, anatomista, biólogo, músico, arquitecto y filósofo. Dibujar para él, era su manera de comprender el mundo.

Como se espera un gran número de visitantes a la exposición -que permanecerá hasta el 24 de febrero de 2020-, los interesados deberán realizar una reserva previa, y también decidir una franja horaria específica, en la web www.ticketlouvre.fr.

Más noticias de hoy